EL HIJO DE DON ABRAHAM.



Su nombre se escribió con letras de oro en la historia de Tures y su cuota en el progreso del distrito aún se mantiene viva en la memoria de los pobladores más longevos.

Rafael Artavia en sus años de juventud.

Rafael Artavia Villalobos fue uno de esos personajes que se recuerdan por generaciones, tanto en su natal Tures como en todo Santo Domingo, su nombre es sinónimo de amor por su terruño.

Nació en El volador, donde actualmente esta Los Angeles de Santo Domingo un 25 de abril de 1930, fue hijo de Abraham Artavia Padilla, uno de los más famosos pobladores de nuestro distrito de principios del siglo pasado, y de María Lía Villalobos Villalobos nativa de Santo Domingo de Heredia.



" Nadie se acuerda de quien hizo los puentes del bajo Tures, el que lleva a San Miguel, ni el que va para Lagartillal, pero no me da la razón para imaginar cuantas generaciones más se preguntaran como, a punta de calicanto y andamiajes de caña india, se levanto un puente que nunca ha fallado, esa es la diferencia entre hacer un trabajo y hacer las cosas con amor"

Legado y tradición

Fue el compañero de don Carlos Villalobos en su lucha por la construcción del sistema de agua potable del pueblo de Los Angeles, "El Volador" en aquel entonces, además el cabildo abierto del 10 de diciembre de 1971 que dió como fruto la fundación del distrito de Tures tiene su sello particular ya que gracias a su don de gentes contaba con la simpatía de los vecinos y de puerta en puerta y a la salida de cada misa se encargó de divulgar la propuesta de organizarse para proponer ante el gobierno de José Figueres Ferrer la moción para convertirnos en el distrito numero siete del Cantón de Santo Domingo y dejar de ser La Villa de Los Angeles para poder figurar entre las poblaciones a tomar en cuenta y tener voz y voto ante la municipalidad.



" Hubo gente aquí visionaria, gente que uno no conoció, pero de nada sirve mantenerse en la memoria de las personas por el nombre, las obras grandes se mantienen por siempre. Cuando se trabaja sin el afán de figurar lo que se pierde de fama se gana de eternidad"

Rafael Artavia arando el campo de siembra de su padre Abraham Artavia Padilla.

Don Rafael Artavia era un hombre visionario, sus pensamientos iban siempre por delante de su época, su principal característica era la facilidad de palabra, conseguía sus objetivos al no amilanarse ante la prestancia de un diputado o del mismo presidente de la república, a pesar de la sencillez de su origen, lograba llamar la atención al tratarse con cualquier personaje de igual a igual, además en el pueblo y a nivel del cantón era un hombre, políticamente muy vehemente. Definitivamente Rafael Artavia Villalobos fue profeta en su tierra.

6 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo