LA MEJOR VERSION DEL ANGELES F.C.

Actualizado: 28 de oct de 2020

Muchas historias se cuentan del club de fútbol más representativo del distrito de Tures, desde que se fundó hace alrededor de 70 años con el nombre de Deportivo Omar Chavarría.

Uno de los iconos que tenemos los angeleños a nivel deportivo es el equipo de tercera división Angeles F.C., muchos de nuestros abuelos que gustaban del fútbol pasaron por sus filas al mando de sus dos entrenadores que más recordados, Omar Chavarría (desde su fundación hasta 1957) y más recientemente Hernán Bolaños.

En una serie de reportajes trataremos de recopilar su historia, recordaremos características de los jugadores más sobresalientes, de sus más sonados logros y anécdotas que se desarrollaron en nuestra plaza a la salida de misa de 10 de la mañana cada domingo.

En esta oportunidad recordaremos algunas figuras de las décadas de los 70s y 80s que fueron figuras en los torneos de la extinta ANAFA, del Recuerdo, y Cantonal.

El hombre que resguardaba los tres tubos era Francisco “Lito“ Umaña, tenía una gran personalidad en el arco debido a su imponente físico y elasticidad, era muy respetado como guardameta además de caracterizarse por su buen gusto para vestir su uniforme y sus implementos que generalmente eran los mas llamativos y de mejor calidad lo que provocaba la admiración de los aficionados, principalmente de los niños, que se acercaban a disfrutar de la jornada dominical, jugó en primera división para la Asociación Deportiva Municipal Turrialba.

La posición de defensa central la ocupaba Francisco “Macho“ Campos, jugador de una técnica y habilidad envidiables, las jugadas al límite eran de sus preferidas, tenia amplio dominio de los despejes de “chilena“ que solía efectuar para robar el balón prácticamente de la cabeza de los delanteros rivales, jugó para la Asociación Deportiva San Carlos en la máxima categoría del futbol costarricense, “muy fino“ así lo describe Hernán Bolaños.

El defensa derecho era Humberto “Beto“ Chavarría, el coraje y las fuerza eran las principales armas de “Beto“ que derramaba hasta la última gota de sudor con tal de salir victorioso en los “mano a mano“.

El hombre que defendía por la derecha era Gerardo “Agapito“ Bolaños, la constancia a la hora de “marcar“ a los delanteros era su característica más notoria y su principal jugada más vistosa que gustaba a los aficionados consistía en dejar que el balón lo rebasara para después dejarse caer hacia atrás y lograr despejar cuando ya todos creían que había sido superado, tuvo una destacada participación con el equipo del Liceo León XII en el Torneo Nacional intercolegial donde estuvo a punto de coronarse campeón de la categoría de no ser por un gol anotado en ultimo minuto por el Liceo de Alajuela en pies de Carlos Watson.

Uno de los más recordados líberos o cuarto defensas angeleños famoso no solo en el distrito de Tures sino también en todo Santo Domingo es Jorge “Lolo“ Barquero, imponente a la hora de “marcar“ pero ante todo era admirado y temido por su potente pierna derecha, todo un baluarte en todas las representaciones del Angeles F.C., jugó para Plywood FC al lado de Alexandre Borge Guimaraes.

La media cancha se la deseaba cualquier equipo de la primera división y estaba formada por José María“Chema“ Chacón por la diestra, que tenía una muy técnica al cobrar tiros libres y al realizar cambios de juego gracias al su potente derecha.

Alineación de un partido del Angeles F.C. de 1984, tomado de los apuntes de Hernán Bolaños.

El volante central, para muchos el mejor jugador angeleño de la historia en esa posición, es Gerardo “Manteca“ Campos; poseedor de una técnica exquisita para controlar el balón y ponerlo al pie de los delanteros filtrado por espacios reducidos, tenía una personalidad y fineza vista solo en los más sonados armadores de juego, era todo un deleite verlo salir de situaciones complicadas con una increíble facilidad.

Otro de los jugadores espectaculares de esta escuadra es Marvin “Mamelo“ Argüello, su pierna izquierda era mágica, su facilidad para rebasar a sus rivales por la banda era su más vistosa cualidad a pesar de su figura delgada y frágil, considerado el mejor volante izquierdo del Angeles F.C., jugó para el Club Sport Herediano.

La línea de 3 delanteros (así se acostumbraba por aquellos tiempos) la conformaban Wilberth “Pichón“ Barquero, por el perfil derecho, temido por las defensas rivales debido a su remate de cabeza que, según cuentan los que le vieron jugar, era tan fuerte como un remate realizado con la pierna era incomodo de marcar debido a su “espuela“ para colarse en el área rival y especial por su característica de sacar de sus casillas a sus marcadores.

El centro delantero es un nombre muy conocido Manuel “Chumico“ Barquero Artavia, según cuentan, no había forma de despojarlo del balón sin cometerle una falta, su técnica para llevar el esférico pegado al pie aunado a su fantástica habilidad para driblar rivales y su velocidad le valen, por mucho, para ser considerado el mejor delantero centro angeleño.

Para concluir, la posición de delantero izquierdo era ocupada por Félix “Tatica“ Argüello, jugador que se imponía por presencia física gracias a su 1,90 de estatura y a la potencia de su pierna izquierda, jugó para el Club Sport Herediano.

8 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo